17-05-2016

Hormona Anti - Mulleriana - AMH

foto

Hormona Anti - Mulleriana - AMH

Generalidades y Utilidad Clinica en Andrología, Ginecología, Pediatría y  Oncología.

La hormona anti-Mülleriana (AMH), también conocida como sustancia inhibidora mülleriana (MIS), es una glucoproteína producida específicamente por las gónadas: en el testículo es producida por las células de Sertoli presentes en los túbulos seminíferos y en el ovario, por las células foliculares.

Su denominación proviene de la primera acción descripta para esta hormona: provoca la regresión de los conductos de Müller (esbozos del útero y trompas de Falopio) en el feto de sexo masculino.

La AMH es secretada en altas cantidades por el testículo infantil, disminuyendo progresivamente durante la pubertad normal a medida que aumenta la testosterona. En el varón adulto, los niveles de AMH son mayores en el líquido seminal que en sangre. Los ovarios producen AMH en cantidades moderadas, desde las últimas semanas de vida fetal. En la niña y la mujer adulta, los niveles circulantes son similares a los del varón adulto (por lo tanto, mucho más bajos que en el niño), y disminuyen progresivamente hasta la menopausia, en que se hacen indetectables. Durante la edad reproductiva, los niveles de AMH son estables durante el ciclo menstrual.

La AMH puede ser medida en sangre, líquido seminal y líquido folicular mediante inmunoensayos como el ELISA o EQLIA.

La utilidad del dosaje de AMH en la clínica ha quedado establecida en diferentes especialidades en la última década. A continuación presentamos un breve resumen:

 

Andrologia

La AMH, evaluada en liquido seminal, permite distinguir azoospermia obstructiva de azoospermia no obstructiva

Además ha sido propuesta como marcador útil para evaluar la presencia de espermatozoides intratesticulares en pacientes con azoospermia no obstructiva, en vistas de detectar candidatos a TESE (extracción de espermatozoides testiculares).

 

andrologia

Ginecología

La AMH está elevada en pacientes con síndrome de ovario poliquistico, disminuyendo en aquellas que responden al tratamiento con metformina (probablemente debido a la disminución del efecto estimulatorio de la insulina).

La AMH es un excelente marcador de la reserva folicular (folículos pre-antrales o antrales pequeños). Disminuye en la transicion la menopausia y en la falla ovárica prematura. Es buen predictor de la respuesta a la estimulación en ciclos de reproducción asistida .

 ginecologia

Oncología

La AMH es un marcador útil para evaluar la eficacia del tratamiento y detectar precozmente recidivas en los tumores gonadales del tipo tumores de Sertoli, tumores de la granulosa.

Además, es utilizada en pacientes oncológicas jóvenes para monitorear la reserva folicular ovárica.

 oncologia

Pediatria.

En varones prepuberales, la AMH es un excelente marcador de la masa de tejido testicular funcional (células de Sertoli). No requiere ninguna prueba de estimulación previa. Los valores de AMH suelen estar bajos en hipogonadismos primarios   (disgenesias testiculares, criptorquidia, testículos evanescentes, etc.) o secundarios (hipogonadismo hipogonadotrófico), y son indetectables en pacientes agonádicos (anorquia, castración, etc.). La AMH es reflejo del estímulo de la FSH (aumenta luego del tratamiento prolongado con FSH) y de la actividad androgénica (disminuye cuando aumentan los andrógenos). También es de utilidad en la evaluación de pacientes con genitales ambiguos y en la evolución puberal de los pacientes con Sindrome de Klinefelter.

En niñas, puede ser un indicador precoz de ovarios poliquisticos (AMH elevada) o de una depleción folicular precoz (falla ovárica, tratamiento quimioterápico: AMH baja o no detectable).

pediatria